martes, noviembre 17, 2009

Educación Sexual con denominación de origen




Lo ha dicho Cayetana Guillén Cuervo, la Hipatia de la madrileña calle de Cantalejo: «En lo social, España avanza con el viento en la cara, orgullosa de conquistar terrenos que hace muy poco ni siquiera soñaba». Cinco millones de parados son, en efecto, más de lo que la socialdemocracia podía soñar para establecer su parque temático. Y para mantener las colas del Inem calientes, el socialismo de Puerto Hurraco ha puesto en marcha el consultorio de la Dra. Lola. «¿Nos hacemos unas pajillas?», se pregunta, en un bucle de regocijo, el Gramsci de Torresandino. Y a falta del ordenador y el inglés prometidos, Trini anuncia que quiere dar educación sexual en los colegios a partir de los 11 años, para que a los dieciséis ya puedan profesar de góticos y góticas, como los ángeles de La Moncloa. Sin esta educación, ¿cómo leerían nuestros escolares en el «Marca» la noticia de que a Maradona lo sancionan por mandar a la prensa «a chuparla»? A la mayoría de los internautas, que pertenecen a una generación que no ha tenido acceso al Trinixés, se les hace pequeño el castigo de la Fifa a la «Mano de Dios».


Etiquetas:

0 comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Enlaces a esta entrada:

Crear un enlace

<< Página principal

Make Money Blogging