sábado, noviembre 01, 2008

EN CAPILLA

Si Obama gana las próximas elecciones de los Estados Unidos el próximo 4 de noviembre de 2008, cosa bastante probable, debería de reservar una invitación de honor en la fiesta de inauguración de su presidencia para Richard Fuld el antiguo consejero delegado del banco de inversión Lehman Brothers que quebró el pasado 15 de Septiembre. Hasta esa fecha, Mc Cain y Obama iban virtualmente empatados. El candidato demócrata, trataba una y otra vez de captar la atención del electorado sobre la situación económica, centrándose en el precio del petróleo y la crisis subprime, pero no despegaba en las encuestas, o incluso bajaba por sus conexiones con el racista y violento reverendo Jeremy Wright de Chicago. Si no hubiera sido por la quiebra de Wall Street y el hundimiento de los fondos de pensiones de tantos americanos, la elección de Sarah Pahlin, habría sido útil a Mc Cain para pescar voto femenino y antiabortista. No es fácil vencer a Mc Cain. Mc Cain es un icono cultural americano. Durante 30 años ha llenado las pantallas de televisión con su historia de heroísmo, de lealtad, de sinceridad y principios. Pero junto a su heroísmo, Mc Cain apoyaba un mayor neoliberalismo económico. Por eso la crisis económica y financiera ha hecho que su mensaje de lucha contra la burocracia de Washington a base de menos regulación y menos estado, no haya calado en las sufridas clases medias americanas. La teoría de desregular aún más a las compañías de seguros médicos, cayó en saco roto, porque ya se ha visto a donde lleva esa carretera. Si Wall Street ha caído, ¿qué puede ocurrir con los seguros médicos si se desregulan y privatizan aún más? Con la salud no se juega. El lenguaje belicista y neoliberal de Mc. Cain se ha quedado anticuado, porque deja un regusto a cenizas frías de las que se nutren las novelas de Tom Clancy describiendo el mundo bipolar de la Guerra Fría. El viejo orden militar se acabó, el caos financiero global comenzó, Internet está aquí. El mundo está en capilla, esperando que el nuevo presidente, el hombre más poderoso de la tierra sepa forjar los consensos necesarios que alumbren un mundo más estable, multipolar, menos nuclear, más multirracial, con menos diferencias de riqueza y desarrollo. A pesar de todo, Mc Cain no ha perdido todavía. A ver que pasa. Hagan sus apuestas

Etiquetas:

2 comentarios:

Blogger Morgenrot ha dicho...

Claudio, yo tengo la intuición que Mc Cain va a resultar ser el próximo presidente de los EEUU.

En verdad, no me siento inclinada por ninguno de los dos, pues no conozco lo suficiente como para opinar.

Sólo se que no me fío de las encuestas.
Ya falta menos, te escribiré cuando lo sepamos.

Hasta pronto.
P.s.: buen análisis

7:43 p. m., noviembre 03, 2008  
Blogger Morgenrot ha dicho...

Vuelvo, como dije, para asumir que parece que no soy buena pitonisa.

Obama en el poder.

A ver qué de nuevo nos trae...

Saludos

12:10 p. m., noviembre 15, 2008  

Publicar un comentario en la entrada

Enlaces a esta entrada:

Crear un enlace

<< Página principal

Make Money Blogging